La claudicación intermitente es una «enfermedad» que suele afectar a los vasos sanguíneos. Se experimenta un dolor causado por el bajo flujo sanguíneo, normalmente durante el ejercicio. Aunque suele afectar a las piernas, también puede afectar a los brazos.

A veces se considera que la claudicación intermitente es una enfermedad, pero realmente son síntomas de la enfermedad arterial periférica. Esto es un problema de circulación grave en el que los vasos sanguíneos que proporcionan el flujo sanguínea a los brazos y la piernas se estrechan.

Si padeces estos síntomas de claudicación intermitente en las piernas o brazos el MSM (azufre orgánico) puede ayudarte considerablemente.

Mejorías en la claudicación intermitente tomando MSM

Las mejorías que puedes sentir al tomar MSM son las siguientes:

  • Fortalecimiento de las extremidades inferiores
  • Alivio considerable del dolor
  • Capacidad de andar de manera continuada

Puedes leer el testimonio de un paciente con claudicación intermitente, tras tomar durante siete meses MSM.

Consulta las recomendaciones de uso del MSM, ya que no debes tomar 3 meses seguidos. En estos casos que se superan los meses recomendados se hace descansando durante un mes cada tres meses.

En mi caso el azufre orgánico me ha causado un gran bien en cuanto al fortalecimiento de las piernas.
Por más de 25 años he caminado con dificultad, pues cuando aceleraba el paso la demanda de sangre en las arterias de las extremidades inferiores me causaban un gran dolor y me tenía que detener mas o menos a los 300 metros . Tras siete meses tomando azufre orgánico, no solo ha desaparecido el dolor, sino que camino de manera continuada pudiendo hacer varios kilómetros. He notado una gran fortaleza en mis piernas, pudiendo estar en posición estática y y aguantar mucho más que antes. En definitiva el azufre orgánico contribuye a la oxigenación y circulación de la sangre. (Leer más opiniones)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…